El toque de queda se retrasará en Nochebuena y Navidad hasta las 1:30

El Consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, ha presentado las medidas especiales que regularán las Navidades en Castilla-La Mancha. Las noches del 24 al 25 de diciembre y del 31 de diciembre al 1 de enero el toque de queda se retrasará hasta las 1:30 horas para permitir el regreso al domicilio. En ningún caso se utilizará esta ampliación horaria para desplazarse a diferentes encuentros sociales. La hora de finalización de esta limitación serán las 6:00 horas.

Respecto a la restricción de entrada y salida de personas del territorio de Castilla-La Mancha, vigente en los términos establecidos desde el 29 de octubre, se excepciona entre el 23 de diciembre y el 6 de enero para los desplazamientos a territorios que sean lugar de residencia habitual de familiares o personas allegadas de quienes se desplacen, cumpliéndose en todo momento los límites a la permanencia de grupos de personas que sean aplicables.

No obstante, el consejero de Sanidad ha explicado que se recomienda evitar o reducir la movilidad geográfica lo máximo posible, ya que no es obligatorio viajar.

Excepcionalmente, los encuentros con familiares o con personas allegadas para celebrar las comidas y cenas navideñas de los días 24, 25 y 31 de diciembre y del 1 de enero quedan condicionados a que no se supere el número máximo de diez personas, salvo que se trate de convivientes.

Se recomienda que estos encuentros se compongan de miembros que pertenezcan al mismo grupo de convivencia y que no se superen los dos grupos de convivencia.

En estos encuentros, se deberá tener especial precaución y cuidado con las personas en situación de vulnerabilidad para COVID-19.

El presente decreto entrará en vigor a las 00:00 horas del día 23 de diciembre y mantendrá su vigencia hasta las 00:00 horas del 7 de enero.

A partir de las 00:00 horas del día 7 de enero seguirá en vigor, en todos sus términos, el Decreto anterior del Presidente de la Junta d.

Residencias de Mayores

Fernández Sanz ha explicado que las visitas a residencias de mayores continuarán prohibidas, al estar toda la Comunidad en nivel 2 de medidas especiales, a excepción de los municipios en medidas nivel 3, pero sí se permitirán salidas de los mayores.

Estos podrán salir entre el 23 y el 31 de enero, siempre que estén en residencias libres de COVID-19 en los últimos 14 días.

El residente, asimismo, no debe presentar sospecha de síntomas de COVID y sólo podrá salir a una única vivienda.

La vuelta a la residencia no podrá realizarse antes del 7 de enero y deberá realizarse una prueba PCR a la vuelta y mantenerse en aislamiento.

Vacunas

Sobre las vacunas del COVID, el consejero ha explicado que su llegada a España está prevista entre el 4 y el 5 de enero, contándose con un primer envío de 80.945 dosis, estando previsto que se inicie la vacunación en primer lugar en los centros sociosanitarios.

También ha querido realizar un llamamiento a la calma respecto a los test de autodiagnóstico, ya que “no son válidos y sólo sirven para tranquilizar las conciencias y por lo tanto es tirar dinero”. El consejero ha destacado que “los test de antígenos con isopo son los más adecuados, pero sólo son útiles si el paciente es sintomático”.

Para finalizar, Fernández Sanz ha destacado que “2020 no ha sido un año normal y estas Navidades no van a ser normales, sino que van a ser unas Navidades diferentes”.

Compartir en Redes sociales