Entre las 19.00 y las 20.00 horas de ayer se produjeron 31 incidentes en El Casar y 14 en Torrejón del Rey, con motivo del temporal

Las urbanización de El Coto y los Charcoles, las zonas más afectadas.

M.P.

El Ayuntamiento de El Casar está realizando visitas a las zonas afectadas por el temporal de lluvia y granizo con motivo de la “borrasca Lola”, que hacía su aparición en la tarde de ayer, para valorar si procede la declaración como zona catastrófica. “Estamos visitando las zonas afectadas, hablando con los vecinos y haciendo una valoración con nuestro ingeniero para ver, en la medida de lo posible, cómo podemos solucionar esto”, afirma la alcaldesa de la localidad, María José Valle. Según Valle, los bomberos siguen achicando agua en uno de los sectores de la localidad, “porque los colectores no dieron a basto para evacuar esa cantidad de litros que había acumulada”.

Según explica la regidora municipal, en un periodo de tiempo muy corto, alrededor de 40 minutos “cayeron unos 50 litros de agua por metro cuadrado de media, la misma cantidad de lluvia que de granizo”, causando daños principalmente “en garajes, techos de algunas pérgolas y jardines”, así como alguna filtración en viviendas. Las zonas más afectadas han sido la urbanización “El Coto” y la zona denominada “Los Charcoles”.

Concretamente, según datos del Servicio de Emergencia de Castilla-La Mancha 112, entre las 19.00 y las 20.00 horas de ayer se produjeron al menos 31 incidentes en El Casar y 14 en Torrejón del Rey, por pequeñas inundaciones y achiques de agua en garajes, bajos de viviendas y locales comerciales. Estos fueron los datos más significativos de Castilla-La Mancha en el marco de la alerta amarilla decretada por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) por lluvias y tormentas. En este sentido se registraron avisos en Guadalajara, Ciudad Real y Toledo

Hasta el lugar se desplazaron efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos CEIS Guadalajara, principalmente del parque de Azuqueca de Henares, Guardia Civil y Policía Local.

Dispositivo desplegado por la Junta y la Diputación

El presidente de la Diputación de Guadalajara, José Luis Vega, y el delegado de la Junta de Castilla-La Mancha, Eusebio Robles, se han desplazado a El Casar para conocer en primera persona el operativo desplazado por ambas administraciones para combatir las consecuencias de la borrasca ‘Lola’ en la tarde de ayer.

Las fuertes lluvias y una intensa granizada han provocado cuantiosos daños en el municipio y durante toda la noche y todavía a esta hora se trabaja para recuperar la normalidad.  

La Diputación de Guadalajara ha movilizado un equipo compuesto por siete operarios del Centro Comarcal de Guadalajara con máquinas retroexcavadoras, camión de desatascos y bomba de achique de agua. Igualmente se han desplazado cinco efectivos de las Brigadas de Carreteras también con camión y máquina retroexcavadoras. Además, se ha organizado un operativo reforzado por parte del CEIS Guadalajara, formado por 18 bomberos y todo el material de achique existente en el Parque de Bomberos de Azuqueca.

Una acción que ha sido coordinada con las unidades desplazadas del Infocam de la Junta de Castilla-la Mancha, el grupo de Protección Civil, agentes de la Policía Local y operarios municipales.

Por otra parte, el delegado de la Junta, Eusebio Robles, también ha visitado la residencia de mayores “El Casar” para conocer la envergadura de los daños causados por la borrasca “Lola” en el centro. Allí ha podido comprobar que el inmueble no ha sufrido problemas de inundación ni humedades, salvo en la planta del sótano y en el acceso a dicha instalación, para los que ya se trabaja en la retirada del agua embalsada.

Compartir en Redes sociales