En principio el próximo miércoles está previsto jugarse el encuentro aplazado esta semana con el Madridejos

Imagen de archivo de la grada del campo de Villacañas. Ahora está repleta de nieve.

El Decano

Entre el coronavirus y el temporal de hielo y nieve, el caso es que el fútbol, al menos en Tercera División, lleva una temporada para olvidar.

La Federación Española de Fútbol también ha confirmado la suspensión, sin fecha fija de celebración, del partido que el domingo debía jugar el Marchamalo en casa del Villacañas. La localidad toledana sigue con muchísima nieve, que junto a las heladas que está padeciendo, hace que el campo esté impracticable, imposible para la práctica deportiva.

Otro encuentro suspendido para el club gallardo, que a este paso se va a encontrar sin fechas disponibles para completar la temporada.

El que, en principio al menos, si tiene fecha es el que no se pudo disputar este miércoles frente al madridejos.

La Federación lo ha programado para el próximo miércoles, día 20 de enero.

En principio no se jugaría en La Solana, que todavía está impracticable, sino en el de césped artificial. Ayer mismo estuvieron, palo en mano, limpiando ese terreno de juego y más de la mitad ya está limpio. Las previsiones es que el 20 estuviera en condiciones para recuperar este partido

Compartir en Redes sociales