El Obispo decreta las normas para la celebración en la Diócesis de la Semana Santa

El Decano

El obispo diocesano, Atilano Rodríguez, ha firmado un decreto coincidiendo con el inicio de la Cuaresma y tras considerar las circunstancias epidemiológicas que estamos viviendo, todavía con un elevado número de contagios, pidiendo prudencia y responsabilidad ante la próxima celebración de la Semana Santa. Tras escuchar al consejo episcopal de la diócesis, al delegado de Piedad Popular, Cofradías y Hermandades y a algunos responsables de las cofradías ha decretado:

1.- La supresión, en todo el territorio de la Diócesis de Sigüenza-Guadalajara, de procesiones, estaciones de penitencia, via crucis o cualquier otra manifestación de culto externo o de piedad popular que tengan lugar haciendo uso de la vía pública.

2.- Que los templos, si no existe gran inconveniente, permanezcan abiertos el mayor tiempo posible, especialmente durante los días de la Semana Santa, invitando a los fieles a la oración y reflexión personal.

El obispo exhorta, además, a los cristianos a vivir tanto la cuaresma como la semana santa con las prácticas religiosas propias de estos tiempos, acrecentando la oración y las muestras de solidaridad con los más afectados a causa de la pandemia. Además, ha invitado a los miembros de las cofradías y hermandades a vivir intensamente las celebraciones litúrgicas de estos días, respetando siempre las medidas relativas al aforo permitido y las disposiciones de protección e higiene.

El obispo recomienda, finalmente, tanto a los sacerdotes como a las familias vivir intensamente estos días desde la oración y sin olvidar a los más necesitados, ya estén cercanos o vivan más allá de nuestras fronteras.

Compartir en Redes sociales