• Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Opinión

Resu Lorenzo (*)

En el día a día nos podemos encontrar con personas que lucen con un brillo especial tipo led o personas que caminan como si fueran bombillas apagadas o fundidas como diría el motivador Víctor Küppers.. Me quedo con las primeras, sin dudarlo!

Personas que brillan con luz propia, que con mirarles a los ojos descubren lo mejor de ti, y aplauden tus éxitos y te alientan con los tropiezos, para aprender de ellos. Hay personas que tienen la facilidad de extraer toda la energía del otro (clientes, vecinos o familiares non gratos), y si no estamos atentos, y cuidamos nuestra esencia, nos puede ocurrir que nos quedemos sin batería, como si fuésemos un móvil descargado que ya no sirve para realizar bien sus funciones. Qué suerte tener personas a tu alrededor, amigos verdaderos! aquellos que siempre están en tu camino y con los que te reencuentras y da igual los días, los meses, los años que han pasado pues sigue viva esa bonita amistad y esos recuerdos. Con solo mirarte a los ojos, que dicen ser el espejo del alma, sienten contigo y comparten tu alegría y saben perfectamente tu sentir en ese mismo instante. Acarician tu alma en un momento y te regalan la calma para poder continuar el día a día tan estresado con la vuelta a la normalidad, pues parece que se la olvidado el silencio del año pasado. Gracias amigo.

Que ilusión las llamadas de amigos, y cuánto nos han ayudado en pleno confinamiento! Esta semana una llamada de teléfono y haciendo de mensajera, una amiga, pura vitalidad y transmisora de energía, me entrega un maravilloso libro, que un amigo con el que desde el primer momento la energía fluyó sola y en la misma onda, con el que creí que nos unían negocios, socios, en el mundo empresarial, y creo que nos unen otras inquietudes. Me hizo tan feliz el libro, la conversación, y el ser la elegida para tu regalo, que bien sabias me iba a encantar. Gracias amigo!

Esta semana he podido ver, sentí, abrazar a muchos empresarios, muchos de ellos amigos, que ya forman parte del listado de gente importante con los que puedo contar para este caminar llamado vida. Emprendedores, autónomos grandes, medianos, pequeños, aquí no importaba el tamaño, nadie pedía el curriculum a nadie, simplemente nos dejamos llevar para conocer y reconocer a muchas personas que tan solo habían traspasado la pantalla de tantas reuniones por zoom donde solo veía ojos marrones, camisetas blanco roto, y caras bonitas sin maquillar. Qué bonito poder abrazar a grandes personas que hay detrás de negocios que están en el empeño de hacerlos crecer. Nos ayudamos a generar negocio, a conseguir clientes, a conseguir aumentar nuestras ventas, aunque lo más importante es que cuando se crece como persona, el crecimiento profesional viene de la mano. Un excelente networking, en el que todas las semanas recargamos las energías para ofrecer nuestra mejor versión en la vida personal y profesional.

Gracias amigos por vuestra luz, por calmar mis emociones, por los abrazos que dan vida, por vuestra energía, por sentiros cerca, por sonreír, por las deseadas reuniones presenciales, pues solo no se puede, juntos seremos grandes. Y como dice el Papa Francisco. “Si quieres llegar rápido camina solo, si quieres llegar lejos ve acompañado”. Gracias amigos!

Economista-gestora adtiva. Ceo de Parlorenzo

Compartir en Redes sociales